El alza del dólar a casi el doble de la tasa que aplicaba para el mismo período de 2015 (hoy cada dólar supera los $3000 pesos) y una inflación registrada en febrero de 2016 de 1,28%, según cifras del DANE, ha hecho que muchos colombianos posterguen sus compras de bienes perecederos y revalúen la conveniencia de comprar carro en este momento. El impacto negativo de la depreciación de la tasa de cambio, el incremento en el costo de financiamiento del consumo interno y los bajos niveles de confianza del consumidor hacen pensar a cualquiera y las cifras lo demuestran.

Según un reciente informe del Comité Automotor Colombiano, la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco) y la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia, los dos primeros meses del año hubo una disminución de 16,1 % en las matrículas de vehículos nuevos en el país. La cifra fue además inferior a las registradas en iguales meses del 2013 y el 2014. Pero la situación económica no es la única que ha afectado la decisión de comprar carro, los problemas de seguridad y movilidad en las principales ciudades del país también han sumado a esta disminución, provocando que muchos colombianos hagan uso de otro tipo de transporte, como la bicicleta o las motos eléctricas, para evitar el trancón. 

En ese sentido, la Asociación Colombiana de Vehículos Automotores (Andemos) proyecta un año con un comportamiento del mercado en línea con la desaceleración económica, con un pronóstico de ventas aproximadas de la industria de unas 260 mil unidades, lo que representaría una caída de 8,2% frente al 2015.

Por su parte, el mercado de carros usados también se ha visto afectado y ha frenado la decisión de comprar carro de muchos colombianos. Los avalúos proyectados por el Ministerio de Transporte, que sirven como guía para fijar el monto del impuesto de rodamiento que se paga año a año, generaron una avalancha de protestas debido a la desmesura de los incrementos y aumentaron la desconfianza de los usuarios.

Si bien las tablas hoy publicadas en la página web del Ministerio del Transporte, corrigen algunos errores cometidos en la resolución 5358 (que se expidió a finales del 2015), de igual forma siguen desfasadas y provocan no solo el aumento del impuesto en sí, sino que también incrementan los seguros y los repuestos, entre otros productos, al sobrevalorar el mercado de usados, en una plaza en la que por cada auto nuevo se comercializan tres usados.

Sin embargo, quienes están decididos a realizar la inversión, bien sea un carro nuevo o uno usado, pueden ver que existen en el mercado tantos planes de financiación, que muchos vendedores tramitan un carro con sólo mostrar la cédula. Los planes van desde financiar el 100% del valor del vehículo, hasta aquellos que sólo cobran después del segundo año. Y, lo más importante luego de tomar la decisión es ajustar el presupuesto ya que los intereses sobre los créditos muchas veces no son tomados en cuenta a la hora de calcular los pagos.

En ese sentido te recomendamos las cinco “leyes” que no debes olvidar al momento de comprar carro:

  1. Tu decisión de compra no puede estar sujeta al color del carro o simplemente la marca. Debes estar muy consciente al escoger las especificaciones del vehículo, el diseño y qué tipo de respaldo te ofrecen en el concesionario. Ten en cuenta las características técnicas: cilindraje del motor, consumo de gasolina, potencia y elementos de seguridad (airbag, frenos, cinturones, seguros en las puertas).
  1. No te confíes, pregunta el costo de los repuestos, qué tan fácil es conseguirlos en el país, cuánto cuesta su mantenimiento fuera de la garantía.
  1. Averigua y cotiza seguros, a parte del SOAT, e inclúyelos dentro de su presupuesto. Servicios como nuestro comparador te facilitan mucho esa labor, y te ayudan a decidir por la oferta que mejor se adapte a tu presupuesto.
  1. Busca vehículos de fácil comercialización, en el caso de que quieras vender después tu auto y recuperar parte de la inversión.
  1. Si vas a comprar uno usado recuerda que debes pagar el valor del carro, el peritaje, los impuestos de movilidad y renta, aceite, gasolina, SOAT, el papeleo por el traspaso y la revisión tecno-mecánica, lo que puede traerte sobrecostos.

 

 


Deja un comentario.

*
Por favor verificar la casilla

Comentarios (2)

  • Hace 3 years | Yolanda Cerón Piamba

    Gracias por los tips informativos.


  • Hace 3 years | Paola Salamanca

    Hola Yolanda,
    Gracias a ti por visitar nuestra página web.

    Saludos!