Tus derechos como consumidor son:

    1. Conocer el precio del seguro y los costos derivados de éste como comisiones, por ejemplo.
    2. Recibir explicación clara sobre el seguro y aclaración sobre cualquier duda relacionada con el mismo.
    3. Recibir la debida atención e información de parte del personal de la compañía de seguros.
    4. Presentar quejas y reclamos para que te sean resueltos de manera clara y oportuna.
    5. Obtener respuesta a tus preguntas sobre la póliza de seguro, el proceso de reclamación y demás aspectos relacionados con el vínculo cliente-compañía de seguros.
    6. Escoger libremente la compañía de seguro con la que deseas asegurarte.
    7. Recibir educación sobre tus derechos y obligaciones como consumidor financiero así como, sobre los productos o servicios ofrecidos por la entidad.